Cristina Fernández de Kirchner

Cristina Fernández de Kirchner
Hay una REALIDAD que los diarios NUNCA te van a contar, porque no sirve a sus intereses.// ♥♥♥ Elecciones 2015: nosotros te avisamos, pero NO QUISISTE VERLO. Ahora ya están aquí. Mientras tanto, ABRAZAME, hasta que vuelva CRISTINA. ♥♥♥

lunes, 6 de junio de 2016

Día del periodista.

Que no se diga...
Que no se sepa...

Tiempos difíciles los que transcurrimos en la era Macri-PRO... Nunca mejor que estos tiempos para darnos cuenta del valor de la INFORMACIÓN. 
A partir del 10 de Diciembre, una de las primeras faenas de Mauricio Macri fue volar de un plumazo vía DNU los artículos más sensibles de la LSCA, como prenda de amor a su más fiel protector: Héctor Magnetto del Grupo Clarín. 
Luego vino la ola de despidos en los medios públicos, programas como 6,7,8, TVR, Duro de Domar, los programas de Radio Nacional y otros, con la excusa de que los periodistas eran militantes, o ñoquis, o tenían contratos precarios... La misma excusa con la cual echaron a la calle a tantos trabajadores de organismos estatales... También cerraron medios gráficos, diarios y revistas, así como medios y programas privados, de radio y TV, achicando temerariamente las posibilidades de expresión de muchos profesionales del periodismo.
A ello se sumó una feroz campaña difamatoria, macartista y demonizadora de todos y todas lo/as periodistas que tuvieran simpatía, filiación o comulgaran con las ideas que sostenía el Proyecto Nacional y Popular... Incluida la persecución ideológica en sus perfiles a través de las redes sociales, como la revelada por la directora de Radio Nacional al periodista Jorge Halperín ("Te revisamos el Twitter"...).
Pero en el fragor de la batalla Anti K, la mayoría se olvidó de mencionar a los segundos perjudicados de este modus operandi atropellador PRO: los televidentes, los lectores, los oyentes que recibían información de esos medios y periodistas. Las audiencias abandonaron masivamente canales como, por ej. la TV pública (canal 7) y Radio Nacional, que ahora sumaron puestos para periodistas afines al gobierno, en los lugares de donde desplazaron a profesionales K... Sentimos que esos medios ya no nos representan...

Cuando pensamos en quienes reciben o dejan de recibir INFORMACIÓN, olvidamos que el Derecho a la Información es un Derecho Humano consagrado en muchos ámbitos internacionales (*), con resoluciones que el país adoptó e incluyó, obligándose a cumplir. Pero también lo olvidan muchas veces los mismos periodistas... Cierto ombliguismo y un microclima donde a veces el firmamento mediático los hace ver más brillantes de lo que son, algunos olvidan su rol de servidores en el mejor sentido de la palabra: son portadores de un bien que sus seguidores valoran y necesitan, no los poseedores de un valor que pueden manejar como una mercancía. Afortunadamente para nosotros, los ciudadanos de a pie, muchos periodistas tienen clara esta tarea, y demuestran con ella el respeto hacia aquellos a los que se dirigen.
En estos días se está debatiendo un polémico artículo incluido en la Ley ómnibus que el macrismo envió al Congreso (blanqueo de capitales, reparación histórica a jubilados, ley de coparticipación, etc.): se trata del Artículo 85 que dice: 

Los magistrados, funcionarios judiciales o dependientes de la Administración Federal de Ingresos Públicos, los declarantes del Título I del Libro II de la presente y terceros que divulguen o reproduzcan documentación o información de cualquier modo relacionada con las declaraciones voluntarias y excepcionales reguladas por esta ley incurrirán en la pena prevista por el artículo 157 del Código Penal. Los terceros mencionados precedentemente incurrirán, además, en una multa igual al valor de los bienes exteriorizados por aquel que hubiera realizado la declaración voluntaria y excepcional que se hubiera revelado o divulgado o cuyos hechos, actuaciones, documentos, datos o información se hubiera revelado o divulgado.

Por supuesto los profesionales del periodismo no hicieron esperar su respuesta, y desde que se conoció el citado artículo no se para de hablar del tema. Y con toda razón... La libertad de expresión que tanto pretendía resguardar la LSCA promoviendo la pluralidad de voces y la desconcentración mediática, haber eliminado la pena de "calumnias e injurias" en la era kirchnerista, iban en ese sentido. En la era Macri, la libertad de expresión y el derecho a la información de todos los ciudadanos van en sentido contrario. Algunos comentaban que, seguramente y como hizo con otros proyectos de ley, el macrismo lanza un proyecto de máxima para luego negociar y retroceder cuando no puede imponerse. Sin embargo, este artículo tiene un antecedente reciente: el ex director de AFIP, Ricardo Echegaray (ahora en la Auditoría General de la Nación) fue procesado (y con esa excusa, apartado de su cargo) por haber difundido información revelada sobre 4040 cuentas de evasores argentinos en Suiza, en acuerdo con el gob. de Francia, y a través de la filtración realizada por un ex funcionario del banco HSBC de Suiza: Hervé Falciani (**). El actual ministro de Hacienda, Alfonso Prat Gay, estaba en la lista de los denunciados por haber "facilitado" la evasión siendo apoderado de la familia Fortabat, pero denunció a Echegaray por esta revelación. Es curioso que el macrismo haya utilizado este procesamiento como excusa para desplazar a Echegaray, siendo que el mismo no está firme, mientras que sí está firme (confirmado por la Corte Suprema) el procesamiento de Federico Sturzenegger (titular del Banco Central) por el Megacanje (***). Y es más curioso (o contradictorio, o hipócrita) que se procese a un funcionario por haber brindado información sobre conductas delictivas de personajes importantes del país, sobre todo en el contexto en el que, con la excusa de una supuesta CRISIS dejada por el gobierno anterior, se realiza el más feroz ajuste sobre la población, y con el discurso de terminar con la corrupción y buscar la "transparencia". 

Enancado en ese procesamiento por revelar información sensible, el Art. 85 del Proyecto macrista pretende transformar en ley una prohibición, una mordaza, para que nadie se atreva a informar sobre los posibles delitos de evasión, justamente cuando se discutirá una Ley de Blanqueo de capitales, con otra excusa: pagar sentencias de juicios a jubilados (la reparación histórica, que le dicen) cuando la realidad es la necesidad de hacer ingresar como sea la famosa "lluvia de dólares" que nunca se produjo luego del pago a los Buitres ni con la devaluación grosera de diciembre.

Sin embargo, la mayor preocupación de estas movidas anti libertad de expresión que el periodismo toma como bandera, tiene un objetivo mayor, y que va de la mano de la libertad de expresión: se trata del DERECHO a estar INFORMADO que tiene la ciudadanía, del Derecho al Acceso a la Información. No son los periodistas a quienes interesa amordazar el Poder Real; son los ciudadanos INFORMADOS a quienes les temen. La faena vergonzosa de DESINFORMACIÓN del Grupo Clarín y su cerco mediático hacia numerosas audiencias, es la prueba irrefutable. No quieren que la ciudadanía esté informada porque de lo contrario, el caudal político que el macrismo necesita para continuar su expoliación, su entrega y su corrupción, desaparecería... El silencio cómplice de medios como Clarín y en menor medida, La Nación, sobre el tema Panamá Papers, con revelaciones sobre las empresas offshore del Presidente, su familia, amigos y funcionarios, no es más que la prueba de cómo el blindaje mediático protege las políticas destructivas del macrismo. Mentes sensibles a la manipulación son, todavía, víctimas de esa desinformación y continúan apoyando esas políticas a pesar de ser los directamente perjudicados. La desinformación junto con la demonización de la gestión de Cristina Fernández de Kirchner como chivo expiatorio, cierran el combo.
Tan importante es la INFORMACIÓN que el blindaje mediático tapa, que muchos periodistas, que se sienten amenazados por la posibilidad del citado Art. 85, sólo hablan del cercenamiento a la libertad de expresión, pero olvidan del derecho de los ciudadanos a estar informados como la OTRA PATA de ese par: los periodistas no existirían si no tuvieran información para dar A los ciudadanos. Y tan grave es a veces ese olvido que, periodistas estrella como Hugo Alconada Mon del diario La Nación (que tanto publicó sobre la supuesta corrupción K durante los gobiernos kirchneristas), miembro del consorcio ICIJ que recibió la información sobre los Panamá Papers donde salieron a la luz las empresas offshore del Presiente Macri, eligió respetar la "cláusula de confidencialidad" para difundir la información: teniendo datos sensibles que podrían haber cambiado el resultado electoral, los reveló recién en el mes de Abril, y luego que la misma explotó en medios extranjeros. (****)
Mañana 7 de Junio es el día del Periodista. En estos tiempos difíciles de cierres de medios, censura a periodistas, acallamiento de voces disidentes, estigmatización y macartismo a quienes piensan diferente al régimen PRO, el cerco mediático de protección a Mauricio Macri y sus políticas, la labor de muchos periodistas valientes que se juegan por informar sin abandonar sus convicciones es fundamental, pero no sólo por la propia necesidad de estos profesionales por expresarse e informar con libertad, sino por el rol vital que tienen por brindar esa información a los ciudadanos que la buscan y necesitan, para que su derecho sea respetado. 

La libertad de expresión va de la mano con el derecho de la ciudadanía a estar informada.

En el día del Periodista, que ninguno lo olvide.
______________________________________________________

2 comentarios:

Tilo dijo...

Hola, Greta.

Parafraseando al siempre actual Cambalache, este "gobierno" es un despliegue de maldad insolente y dentro de muy poco ya no podrá haber quien lo niegue.

¿Que podés esperar si es LA DERECHA y cuenta con todos los resortes del poder, mediáticos, económicos e internacionales, ahora que parece haberse instaurado un nuevo plan Cóndor en América Latina. Y como si todo eso fuera poco, LOS VOTARON. Aún tengo una enorme dificultad para aceptarlo, pero LOS VOTARON.

Y practicamente es la gente de a pie o ciertos grupos de damnificados directos, cada día más numerosos y de distintos tipos, los que presentan la verdadera resistencia. Y la manera tosca y violenta en que tratan de terminar con todo lo que se les oponga, al menos hasta donde puedan, es tan evidente que asombra aún a los más avisados.

Si esperás a que sean el Poder Legislativo o el Judicial los que lideren la lucha contra esta porquería que se nos vino encima, creo que tendremos que sentarnos. A esta lacra amarilla la veo como muy desesperada y al contrario de una comentarista que opina que todo lo tenían calculado muy prolijamente, estimo que están tratando de avanzar como sea, de ahí que a veces deban recular cuando chocan contra algo demasiado duro. Pero avanzan tres pasos y retroceden uno, como en el caso de las tarifas que aumentan cinco o diez veces y luego conceden una baja fijando un límite disparatadamente alto.

Resulta que ahora el 75 por ciento de nuestra población se transformará en inviable ya que, terminada la mentira maquinada durante doce años por el tuerto y la shegua y aplaudiendo la llegada del SINCERAMIENTO, no son muchos los que podrán hacer frente simplemente al costo de los servicios, sin contar la ya violenta caída del poder adquisitivo de los que aún tienen la suerte de tener trabajo.

Pero las cosas ni siquiera andan bien para "ellos". El aviso cardíaco que recibió el virrey el viernes pasado es una pista de lo complicado del corso en que nos metieron y en el que "se" metieron. Si hasta se le estresó el ministro de la felicidá, fijate vó.

Y aunque Cristina ES ABOGADA, Milagro sigue PRESA y tenemos que enterarnos de la realidad a través de rendijas informativas en medio de una hegemonía estúpida y canalla.

Hay que tener talento para transformar un país con una economía complicada, pero que estaba en funcionamiento en base a su propia actividad, especialmente por las políticas de Estado, en esta masa amorfa e insegura donde millones no saben cómo será mañana o el mes que viene. Ya ni siquiera importa hablar de un semestre. De lo único que estamos seguros es que NADA VA A SER MEJOR de lo que era hasta el 9 de diciembre de 2015 y que probablemente sea aún peor de lo que es hoy.

Más que nunca, un abrazo K.

Greta dijo...

Mi estimado Tilo: es muy penoso admitirlo, pero creo que estamos en una sociedad enferma si tanta gente todavía no se percató de la catástrofe en la que estamos desde el 10 de Diciembre... Y lamentablemente, a diferencia de "Boluda Total Michetti", ni siquiera se ve una luz al final del túnel...
Pasan tantas cosas tan graves todos los días que a veces me saturo y todo lo que quisiera escribir me queda trabado y me bloqueo. Pero este tema del art. 85 me superó, sobre todo porque en el gremio del periodismo noto todavía un predominio de individualismo que los hace ver el mundo girando sólo a su alrededor, y no se dan cuenta de lo importante de su tarea: INFORMAR. Como si el dichoso art. 85 sólo los afectara a ellos. Muy pocos toman en cuenta la población que se perjudica cuando ellos sólo piensan en sí mismos, o se consideran estrellas que merecen ser admiradas, y nada más. Los escucho indignados, horrorizados, y con razón, pero casi ninguno hace alusión al resto de los mortales, los que somos PRIVADOS de la INFORMACIÓN a la que tenemos derecho...
En fin...El único al que rindo mi homenaje explícito en ese sentido es a Víctor Hugo Morales, que cuando le ofrecieron una millonada para no renovar su contrato, dijo NO, porque sabía lo que se venía, y él eligió ser la voz potente que, por suerte, pudo seguir siendo. También lo hizo Roberto Caballero, y los periodistas de Tiempo Argentino que eligieron remarla y sacar el diario a flote, manteniendo la línea editorial. Y también tenemos la suerte de muchos otros y otras periodistas que mantienen sus convicciones y la siguen peleando frente a micrófonos, cámaras y máquinas de escribir (es un decir...)
Todos ellos nos contienen y nos informan opinando, pero muchos otros arrugaron, cuidaron su quintita, sin hablar de los esbirros que operan para el poder.
¡Ojalá que los que están de nuestro lado de la grieta vayan tomando conciencia que es a nosotros a quienes se deben, y que su falta de libertad de expresión redunda en la falta de INFORMACIÓN indispensable para todos los ciudadanos! ¡Ojalá!

Gracias por tu comentario y por leerme Tilo, y gracias también por tu abrazo K!!!

Related Posts with Thumbnails